HISTORIA INEM

HISTORIA PERIÓDICO RECONSTRUCCIÓN

abril 2023
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
12 de abril de 2024

Periódico Escolar Virtual

Crónica

MAKARIO RIVERA CAJIGAS LE DIJO ADIOS AL INEM

Por: Gerardo Salazar Salazar

El viernes 24 de marzo recibo una nota de la profesora Clara Rengifo, con el encargo de elaborar un escrito sobre la trayectoria educativa del profesor Makario Rivera Cajigas, quien después de más de cuarenta y tres años de servicio hace uso de buen retiro, destacar que ha sido el único funcionario del INEM “Francisco José de Caldas”, que ha ocupado todas los cargos en el colegio; las anotaciones retrotraen al sur del  país, cuando era un andariego, que terminó su bachillerato en el INEM “Luis Delfín” en el año 1973 y luego con préstamo del ICETEX ingresó a la Universidad de Nariño lugar que lo entregó definitivamente y para siempre como un patrimonio de la educación al graduarlo como licenciado en matemáticas, en estos años de formación superior tuvo la certeza que quería dedicarse a esta profesión y que su deseo era contribuir a la realización personal de las nuevas generaciones; recién graduado fue nombrado en septiembre de 1978 hasta el mes de diciembre del mismo año, en el Colegio Nuestra Señora de las Mercedes, en el Tablón de Gómez; donde creó grupos juveniles para la sana utilización del tiempo libre y de ocio de los jóvenes con el objetivo de contribuir a la formación de valores en los educandos, ejes que han fundamentado su acción educativa.

El 13 de diciembre de 1978 con el decreto de nombramiento y el entusiasmo de la juventud arribó a Popayán a la entonces naciente Institución educativa INEM “Francisco José de Caldas”, con la certidumbre que venía a quedarse, desarrolló su carrera profesional, por más de 40 años, la oportunidad de incursionar en la educación lo hizo un referente de la identidad inemita, empezó a trabajar como docente de aula y fue construyendo un liderazgo que le permitió ser pronto el jefe del departamento de matemática y física, jefe de unidad docente, vicerrector académico, subdirector administrativo, rector encargado y coordinador académico por concurso desde el  2011 hasta enero del año 2023. También fue, Capacitador de Matemáticas en comisión por parte del Ministerio de Educación Nacional al INEM Julián Motta Salas de Neiva en 1982; Profesor Catedrático de UNISUR (Hoy UNAD) desde 1986 a 1988, y del ´postgrado “Computación para la docencia” de la Universidad Antonio Nariño 1996 a 1999; Vicepresidente de la Asociación Caucana de Matemáticas (ASCAM) 1983 a 1988.

De esta manera, la educación hace un reconocimiento a Makario Rivera Cajigas, quien forjó una carrera brillante, llena de logros y admiración, especialmente por el innumerable número de maestros y estudiantes que tuvieron el honor de trabajar y estudiar a su lado; días atrás venía anunciando su retiro, algo que sonaba lejano, porque si algo lo había caracterizado, era la capacidad para dirigir el barco en los momentos más difíciles; como en los aciagos días que prosiguieron al terremoto del 31 de marzo de 1983, cuando las instalaciones del INEM se derrumbaron, dejando una estela de polvo, escombros y nostalgia aquel jueves santo, que por gracia divina, no albergaba los miles de estudiantes matriculados en esta mega estructura educativa, que con el paso del tiempo fue reconstruida y aun hoy se recuerda las carpas improvisadas como salones con las cuales resistieron aquella destrucción. Popayán en ese entonces una ciudad en escombros, un reloj de la historia varado y sin tiempo e igual que las casas derruidas, el emblemático INEM estaba en suspenso, sus entrañas en la intemperie y fue a base del tesón de sus directivos y docentes como luego de tantas búsquedas de nuevo un día todo volvió a la normalidad.

Las palabras que aún recuerdo es que estando en pleno paro por el derecho a la salud en el mes de enero, anunció que ya estaba entregando su cargo y sin embargo acompañaría la huelga hasta finalizar, algo digno de su coherencia, fueron las palabras con las que alentó a sus colegas, además compañeros y amigos, quienes escucharon su despedida, mientras horas después acomodaba y rebrujaba papeles y recuerdos, en aquel lugar que por tantos años había entregado lo mejor de sus energías y conocimientos.

En su práctica como docente de matemáticas empezó a labrar su camino de ascenso con la ponencia “Problemas básicos y metodológicos en la enseñanza-aprendizaje de la Matemática” en Bogotá el 28 de noviembre de 1981; fue coautor de la creación de la “Asociación Caucana de Matemáticas”, (ASCAM) en el año 1982; y realizó los Proyectos: “Evaluación Diagnóstica de la Educación Técnica en el Departamento del Cauca” en 1990; “Servicios médico asistenciales para los docentes del departamento del Cauca en 1991; “Una alternativa de promoción para alumnos que pierden una habilitación en el INEM Francisco José de Caldas” en 1993; Reestructuración curricular en el INEM en 1999 y participó de la creación del proyecto Cátedra Popayán.

Fueron todas esas búsquedas que lo hicieron merecedor de RECONOCIMIENTOS, entre las cuales destacamos: la Condecoración oficial a nivel nacional con la medalla SIMON BOLIVAR, Ministerio de Educación Nacional en 1983; Mención de Honor por la tesis de postgrado “Semejanza de Triángulos y sus aplicaciones” otorgada por la Universidad Antonio Nariño en 1995; Medalla al mérito educativo de Educador distinguido. CONACED, regional Cauca en 2006; Reconocimiento por el primer puesto en el concurso de méritos de directivos docentes por parte de la Presidencia de la República en Bogotá en el 2010; Reconocimiento mejor coordinador I.E. INEM por parte de la Secretaria de Educación municipal en el 2017 y en el 2021.

Muchos recuerdos de un maestro, forjando una historia, un camino para sus colegas y estudiantes, en su merecido tiempo de descanso conquistado, le deseamos que siga cosechando éxitos y disfrute de la paz que produce el deber cumplido, ser un buen ejemplo de maestro, de amigo, de colega, significa ser una persona constructiva, que deja un legado inmenso. “Gracias Makario” por la rigurosidad, por el afán de compartir, por el buen humor, por la primicia de vivir la educación con alegría y pasión, por las innovaciones educativas, por todos los aportes, por el recuerdo imborrable de luchar por sus docentes a contraviento, por ser uno más a pesar de la importancia de sus actuaciones.